La Codependencia

Codependencia es una tendencia a comportarse de una manera que repercute negativamente en las relaciones sociales y en nuestra calidad de vida. Consiste en desvivirse por los demás olvidándose de uno mismo. Este comportamiento viene determinado por una serie de patrones.

1) Patrones de negación

– Dificultad para identificar lo que estamos sintiendo.
– Minimizar, negar o modificar lo que verdaderamente sentimos.
– Desinterés por uno mismo y dedicación al bienestar de los demás.

2) Patrones de baja autoestima

– Dificultad para tomar decisiones.
– Juzgar todo lo que pensamos y decimos con dureza, nunca somos lo suficientemente buenos.
– Vergüenza tras recibir reconocimientos, alabanzas o regalos.
– No pedir nada a los demás que suponga satisfacer mis necesidades o deseos.
– Necesitar la aprobación de los demás para dar valor a mis pensamientos, sentimientos y comportamientos.
– No percibirse como una persona agradable o que valga la pena.

 

3) Patrones de cumplimiento

– Comprometer los propios valores e integridad para evitar el rechazo o la ira de los otros.
– Excesiva sensibilidad hacia el estado emocional de las otras personas.
– Permanecer en situaciones dañinas durante mucho tiempo sólo por ser leal.
– Valorar las opiniones y sentimientos de los otros más que los propios. Miedo a expresar opiniones y sentimientos diferentes a los de las otras personas.
– Dejar a un lado los propios intereses y aficiones para hacer lo que los otros quieren.

 

4) Patrones de control

– Creer que la mayoría de la gente es incapaz de cuidarse por sí misma.
– Tratar de convencer a los otros de lo que “deberían” pensar y lo que “deberían” sentir.
– Convertirse en un resentido cuando los demás rechazan mi ayuda.
– Dar espléndidos regalos y favores a aquellos que me importan.
– Utilizar el sexo para ganar aprobación y aceptación.
– Tener que ser “necesario” a fin de tener una relación con los demás.